ElBuenSaborAlhamadeMurcia
OptilentAlhama
FundacinCavalli
VoltiRed
Nisara Psicología
InmaEstilistas
InmaGServices
TaTota2
Loza Hostelería
TotiBar1
ElChicharra
AsesoraExtranjeraFernndez
Asesoraguila1
AsesoraTribulex
ASBLavadero

Miguel Cuartero, es un Orientador Familiar que colabora con el Teléfono de la Esperanza durante más de 46 años. Formado en Logoterapia por la Asociación Española de Logoterapia. En la actualidad, también colabora con otras dos asociaciones en calidad de voluntario, en la Asociación Viktor Frankl Región de Murcia y en VOADES (Voces amigas de Esperanza) de Alhama de Murcia, donde realiza entrevistas de forma gratuita en la Casa Amarilla.

“La única forma de ser feliz, es ayudando a los demás a ser felices”

Miguel Cuartero


1. ¿Cuál es su labor en el Teléfono de la Esperanza y qué le llevó a querer formar parte de ello?
Mi labor es colaborar en la Intervención en Crisis en el marco Familiar. Generalmente atiendo a parejas solas, así como padres y madres que están saturados y estresados ante las dificultades que se les presenta en la educación con los hijos. También a personas que tienen problemas con el sentido de su vida.
Trabajo con familias en intervenciones sistémicas, es decir, toda la familia, la familia creada. Igual-mente, con parejas que tienen una relación en crisis profunda. También atiendo a jóvenes que se sienten incomprendidos ante sus procesos evolutivos.
Dentro de esta intervención en crisis atiendo a personas que proceso de elaboración del duelo.

 

2. ¿Cuál es el perfil de personas a las que va dirigido el Teléfono de la Esperanza?
Al Teléfono de la Esperanza va todo ser humano que se encuentre en situación de conflicto sin distinción de credo, sexo, estado social, etc. de manera anónima y gratuita. Yo, personalmente he atendido a personas de todos los estamentos sociales, así como a ciudadanos de otros países con problemas de choque cultural y familiar.


3. ¿Quién se encarga de atender las llamadas? ¿Qué tipo de ayuda se ofrece?
Las llamadas son atendidas por voluntarios previamente preparados con la finalidad de orientar ante el conflicto que se les presenta. Hay personas que con una llamada se sienten satisfechos ya que se le ha permitido desahogarse de la angustia que en esos momentos les embargaba. Otras veces, se le deriva a uno de los distintos profesionales, voluntarios, que colaboran con el Teléfono de la Esperanza. Pueden ser: del departamento de Psicología, de Orientación Familiar, del Jurídico o Trabajadores sociales.


4. ¿Ha aumentado mucho el porcentaje de llamadas relacionadas con la pande-mia? ¿Qué tipo de apoyo buscan?
Hasta octubre de este año, hemos atendido un total de 11.851 personas, frente a las 9.621 perso-nas atendidas en el mismo periodo del año anterior. Esto representa a casi 2.000 personas más atendidas en un año.

Sin duda, sí podemos afirmar que ha aumentado, no solo el número de personas atendidas por de departamento de orientación por teléfono. De hecho, entre el 14 de marzo, día de comienzo del confina-miento, y el 13 de abril del año pasado, recibimos 1.140 llamadas, lo que supone un incremento de 490 llamadas en relación al mes anterior de ese mismo año.

Así mismo, también han aumentado las personas que han solicitado ayuda psicológica. Este servi-cio, sobre todo con el confinamiento y sus meses posteriores se ha visto incrementado en más 250 perso-nas en 2020, si lo comparamos con el año 2019. En 2019 atendimos en los departamentos de profesionales a 684 personas y en 2020 a 941.

En cuanto a sexo, edades y problemáticas, adjuntamos los perfiles de las personas que nos demandan ayuda.

Mujeres:
De 46 a 55 años (22,19%)
De 36 a 45 años (17,51%)
De 56 a 65 años (13,62%

Hombres:
De 56 a 65 años (6,54%)
De 46 a 55 años (6,28%)
De 36 a 45 años (6,19%)

Problemática de las llamadas

              Hombre       Mujer
Ansiedad (37,21%) (34,75%)
Soledad (27,91%) (31,21%)
Depresión (20,93%) (17,02%)
Problema familiar (0%) (10,64%)
Crisis vital (6,98%) (3,55%)
Ideas suicidas (4,65%) (1,42%)
Problemas pareja (2,33%) (1,42%)

Las demandas que nos realizan son, por este orden: sentirse escuchadas y comprendidas; poder canalizar sus emociones, tensiones y dificultades con personas que no las juzguen, interpreten o relativicen sus problemas.


5. ¿De qué manera se ayuda a las personas que sufren momentos de soledad, sentimientos de tristeza, de pérdida, de miedo o de fracaso? ¿Existen programas es-peciales para las personas que sienten falta de sentido de la vida o depresión?
Nuestros niveles de ayuda en personas con estos perfiles de problemas se establecen en diferentes ámbitos: atención telefónica; atención presencial atendidos por especialistas de nuestros departamentos de psicología y de orientación familiar como hemos indicado. Así como intervenciones grupales en Talleres como “Volver a vivir”, pensado específicamente para personas que tienen problemas de depresión.

Para situaciones en las que la persona experimenta sentimientos de fracaso, también disponemos de diferentes talleres de salud emocional, como son: pensamiento positivo, autoestima o mejora de las relaciones interpersonales.

Hoy en día, y por las circunstancias que todos conocemos, existe un cansancio de “vivir”, una falta de sentido de vida. Las personas necesitan descubrir “para qué” viven, y todos los voluntarios estamos preparados para orientar a esas personas a descubrir “su” sentido de vida, es decir, motivos para seguir entre nosotros: unos padres, un hijo, una persona que amar, un proyecto que realizar, etc. El mejor programa que podríamos decir que tenemos es, “ser para el otro”, y como decía Serafín Madrid, “Cuando existe la Esperanza todos los problemas son relativos”.

 

6. Como orientador familiar, ¿de qué manera logra que padres, madres, abuelos o hermanos comprendan la situación por la que está pasando su familiar?

En una unidad familiar todos sus miembros buscan sentirse queridos, amados y necesitados dentro de su familia. Todos buscan ser felices y hacer felices a los demás, pero esto en ocasiones no es fácil. Y precisamente, por la originalidad de cada uno de los componentes, se producen roces, conflictos serios que impiden la macha del día a día. El conflicto forma parte de la vida, y yo como Orientador suelo estar junto a ellos ayudándoles a resolver sus propios conflictos. En una familia puede existir la confrontación y los inconvenientes, pero también hemos de entender, que, en esa misma familia, se encuentra la solución a todos y cada uno de sus problemas. Un orientador ayuda a iluminar posibles soluciones, y ellos eligen la que más le convenga, nunca le diría lo que tiene o no que hacer.


7. ¿Cómo le ha afectado de manera personal el haber conocido de primera mano las historias tan difíciles de muchas personas?
Llevo en el Voluntariado casi cincuenta años. Recuerdo cuando tuve el honor de recibir la primera llamada en el Teléfono de la Esperanza, en Junio de 1975, donde yo quería resolver todos los problemas que se me presentaran, y lo pensaba con un cierto “ego altruista”. Hoy en día podría decir, que, gracias a las llamadas recibidas y a las personas atendidas, me considero mejor persona, más atento a la vida, más sensible a los problemas de los demás, y, sobre todo, que esas personas me han ayudado a crecer emocionalmente.
A lo largo de este tiempo, he aprendido que no es posible “ayudar” si yo no me ayudo a mí mismo. Todos tienen sus problemas que solucionar, pero la persona que ayuda, también tiene su zona de incomodidad, que, gracias a la escucha, a la ayuda, al tener siempre una mano tendida al otro, no sólo se resuelven los conflictos de los demás, sino los tuyos propios. En resumen: La única forma de ser feliz, es ayudando a los demás a ser felices.


8. La Navidad es una época de alegría para muchos, pero no tanto para otros, ¿cómo pueden contactar con el Teléfono de la Esperanza?
Durante todo el año, y en concreto en éstas fechas Navideñas existe un programa que se denomina “Entre amigos”, es decir, que pretendemos que ninguna persona se sienta sola en estas fechas. Si llaman al teléfono 968 34 34 00 podrán informarles de las actividades que tendremos en estas Navidades. Durante muchos años hemos ayudado a las personas que lo necesiten a que no se sientan solos en estos días de reunión familiar. Últimamente han asistidos bastantes personas de otros países, que estando lejos de sus familiares han encontrado el cariño y el calor del Teléfono de la Esperanza.


9. En estas tan fechas señaladas, también aumenta el número de suicidios, ¿cómo podemos prevenirlos?
En primer lugar, decir que existe un número de Teléfono para estos casos, el 717 003 717, donde está al servicio 24 horas al día los 365 días al año. Ante cualquier dificultad al respecto, no dudar en llamar, siempre una voz amiga estará al lado del llamante y le ayudará a encontrar caminos que tengan sentido en favor de la vida. No tener miedo a llamar, está para ti.
En segundo lugar, decir, que nadie quiere quitarse la vida, posiblemente lo que desea es liberarse de la angustia que experimenta en su vida. En cualquier caso, la decisión de suicidarse no llega repentina-mente, se va gestando poco a poco hasta que llega un momento en que la idea de muerte se siente como la única salida. Parece que no existe otra solución, pero el Teléfono de la Esperanza quiere a ayudarte ante el menor síntoma que se pudiera producir en este sentido.
Insisto, ¡no tener miedo! , siempre encontrarás una persona especializada y amiga que te atenderá en el caso de que sientas que tu vida no tenga sentido y que creas que no merece la pena vivir. Siempre se podrá decir, ¡Sí a la vida a pesar de todo!


10. ¿Qué mensaje le gustaría transmitir a nuestros lectores?
Que la persona está hecha para la persona. Que hoy te puedo ayudar y mañana tu a mí. Que no dudes en pedir ayuda; una simple palabra, una pequeña orientación, un apretón de manos puede cambiar la vida de una persona herida y angustiada. Entre todos podemos hacer un mundo más humano, más feliz, mucho mejor que como nos lo entregaron nuestros padres. La vida merece la pena ser vivida.


Dice Martin Buber (Filósofo): “La relación ‘Yo y Tú’ es la relación de un ser espiritual con otro”. Yo no podría ser un yo sin un tú; el tú no podría existir sin un yo… esa dimensión espiritual es lo que nos hace más humanos, por lo que entre el Tú y el Yo es fácil realizar una Humanidad Nueva.

 

 

 

“Gracias a las llamadas recibidas y a las personas atendidas, me considero mejor persona”

Miguel Cuartero

1 thought on “Miguel Cuartero: “Las personas necesitan descubrir para qué viven, descubrir el sentido a su vida”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *